Sagrado de birmania o gato birmano

© indianspirit-fotolia.com

Origen e historia

El Sagrado de Birmania también se le conoce con el nombre de gato birmano, es un gato de origen desconocido; algunos mantienen que los primeros ejemplares proceden de Birmania y tras su exportación a Europa se comenzó a seleccionar gatitos para la creación de esta casta, otros, en cambio, establecen su origen fruto del apareamiento entre un siamés con las patas manchadas de blanco y algún ejemplar de pelo largo, como por ejemplo, el persa o el gato angora.

Se tiene constancia que el cruce selectivo para su selección y mejora se realizó en Niza -Francia- allá por el año 1930, con posterioridad se realizaron trabajos de mejoramiento para conseguir un fenotipo tal y como se conoce en la actualidad,

Carácter, comportamiento, socialización y cuidados

El gato sagrado de birmania es un animales sociables, con voz muy dulce, muy tranquilo, se adapta sin dificultad a la vida familiar, no le gusta la soledad; su pelaje ha de cepillarse una vez por semana para que se mantenga en optimas condiciones, en época de muda el cepillado debe ser diario.

Precio del gato birmano

Es importante adquirir un ejemplar de sagrado de birmania directamente en criaderos, sobre todo para garantizar la pureza de la raza, ya que estos animales presentan similitudes con otras razas de gatos, de hecho si se adquiere a un particular podemos correr el riesgo de comprar un gatito cruzado. El coste medio suele rondar los 700 euros si la adopción es con fines de compañía. Ejemplares destinados a concursos o exposiciones felinas, su coste es bastante mayor en el mercado.

Estándar del sagrado de birmania o gato birmano

CUERPO: El gato es de talla media, tiene una estructura de huesos sólida con musculatura bien desarrollada. El cuerpo es de peso mediano y ligeramente alargado. Las patas son de longitud media, los pies son grandes y ligeramente redondeados. La cola es de longitud media, con forma elegante y con penacho.

CABEZA: La cabeza en forma triangular con contornos redondeados. Los huesos de las mejillas altos, mejillas bien redondeadas y la frente ligeramente arqueada. El perfil es un poco encorvado, con una nariz romana de longitud media y mentón pronunciado.

OREJAS: Las orejas son de talla media, amplias en la base, con puntas ligeramente redondeadas y con buena separación entre ambas orejas.

OJOS: Los ojos son azules intensos, casi redondos, bien separados el uno del otro.

MANTO: Semilargo o largo, con textura sedosa y con poca pelusa. Los pelos son cortos en la cara, más largos en las mejillas y se convierten en un volante tupido en el pecho. El manto también es largo en la espalda y en los flancos.

Pelaje pigmentado exclusivamente en las marcas point como en el Siameses, el lomo de beige oro, vientre completamente blanco.

La peculiaridad del gato birmano reviste en el hecho de tener lo que se denomina “guantes”, es decir, unas manchas en los extremos de las patas, que son de color blanco puro. En particular la uniformidad y la simetría de los guantes son esenciales; estos guantes deben terminar en la articulación. No es permitido extenderse a las piernas. Los guantes ligeramente más largos en las patas traseras son tolerados. Las marcas plantares blancas en las patas traseras terminan en punta y se las designa con el nombre de “guanteletes”.